Tratamiento de internación Residencial en Comunidad Terapéutica cerrada.

Este tratamiento es sugerido para aquellos pacientes que necesitan contención diferenciada y generar inmediata abstinencia a la sustancia, de esta manera alejar al paciente de la red social disfuncional y estresante en la que se encuentra, ayudándolo a crear una red social funcional que permitirá el alejamiento del paciente de la sustancia.

Este dispositivo cuenta con:

  • internación en comunidad terapéutica
  • atención psicológica 24 hs.
  • asistencia psiquiátrica permanente
  • operadores psicoterapéuticos 24 hs.
  • control psicofarmacológico (siempre que sea necesario)
  • atención clínica médica permanente.

Basados en el amplio conocimiento de las técnicas psicoterapéuticas en el tratamiento de las adicciones y trastornos severos de la conducta, priorizamos la motivación como herramienta fundamental para el inicio de la rehabilitación. Nuestro trabajo de motivación tiene sus inicios en lograr que el paciente-residente asuma que su situación actual es efecto y consecuencia del consumo de drogas, alcohol, etc. Y a través de la implementación de dichas técnicas, aportamos una serie de herramientas para lograr efectivos y duraderos cambios en la relación con su familia, amigos, trabajo y situaciones cotidianas que se han vuelto insostenibles para el paciente.

La propuesta de San Ignacio en tal sentido, es poner al paciente-residente en contacto con la vida sana y consigo mismo, trabajando el plano físico, psíquico, espiritual y afectivo, revalorizando los sentidos, recuperando la autoestima e incorporando el adecuado respeto a las normas, reglas, jerarquías y todas aquellas pautas de convivencia perdidas en el camino de la adicción.

Actividades características que se desarrollan en la comunidad terapéutica cerrada: